Jue. Ene 20th, 2022
    Desarrollo afectivo del niño de 0 a 3 años

    Hitos del desarrollo físico de 0 a 3 años

    Las experiencias de los niños en sus primeros años afectan al funcionamiento de su cerebro, a su forma de responder al estrés y a su capacidad para establecer relaciones de confianza. Durante estos años, el cerebro experimenta su crecimiento más espectacular, sentando las bases para el desarrollo social y emocional. El lenguaje florece, las habilidades motoras básicas se forman, el pensamiento se vuelve más complejo y los niños empiezan a comprender sus propios sentimientos y los de los demás.

    Todos los aspectos del desarrollo infantil están interconectados (Figura 1.1). Por ejemplo, la capacidad de un niño para aprender nueva información está influida por su capacidad para interactuar adecuadamente con los demás y su capacidad para controlar sus impulsos inmediatos.

    En 2006, el Urban Child Institute y el Departamento de Medicina Preventiva de la Universidad de Tennessee iniciaron un estudio a gran escala con 1.500 mujeres embarazadas, a partir del segundo trimestre, para determinar qué factores del embarazo y la primera infancia afectan al desarrollo y la capacidad de aprendizaje del niño. El equipo de CANDLE (Conditions Affecting Neurocognitive Development and Learning in Early Childhood) reclutó a mujeres de entre 16 y 40 años que tenían entre 16 y 28 semanas de embarazo para que participaran, recurriendo a Regional One Health, otras clínicas comunitarias y la comunidad en general. Las mujeres tenían embarazos generalmente sanos y, al igual que las madres del condado de Shelby que dieron a luz recientemente, eran en su mayoría afroamericanas y de bajos ingresos. El estudio CANDLE realiza un seguimiento de estas mujeres y sus hijos hasta que éstos cumplen cinco años.

    Desarrollo emocional de 0 a 3 años

    Las experiencias de tu hijo en los primeros meses y años de vida afectan a su salud, bienestar y capacidad de afrontamiento para el resto de su vida. El cuidado, la crianza y la seguridad de los padres ayudan a garantizar el desarrollo saludable de su hijo.

    Entender el desarrollo del niño puede ayudarle a saber qué puede esperar y qué puede hacer para ayudar a su hijo a crecer de forma saludable. En los primeros años de vida, el comportamiento de tu hijo comunica sus necesidades y cómo está cambiando y creciendo. Escuchar las señales únicas de tu hijo puede ayudarte a apoyarlo en sus años de crecimiento y desarrollo tan rápidos.

    Las etapas del desarrollo infantil que se describen aquí son sólo directrices, no un conjunto de reglas. Cada niño se desarrolla a su propio ritmo. Si tienes alguna duda sobre el desarrollo de tu hijo, habla con tu médico.

    Habilidad motriz gruesa

    A los niños de esta edad les encantan los juegos de fantasía. Pero a veces su imaginación se les escapa, e incluso los asusta. Escuche los temores de su hijo y esté presente para consolarlo y tranquilizarlo cuando lo necesite.

    Los médicos se basan en ciertos hitos para saber si un niño pequeño se está desarrollando como se espera. Hay una amplia gama de lo que se considera normal, por lo que algunos niños adquieren habilidades antes o después que otros.  Los niños que nacieron prematuramente pueden alcanzar los hitos más tarde. Habla siempre con tu médico sobre los progresos de tu hijo.

    Desarrollo socioemocional…

    Habilidades como dar el primer paso, sonreír por primera vez o decir «adiós» se denominan hitos del desarrollo. Los hitos del desarrollo son cosas que la mayoría de los niños pueden hacer a cierta edad. Los niños alcanzan hitos en su forma de jugar, aprender, hablar, comportarse y moverse (como gatear, caminar o saltar).

    En el primer año, los bebés aprenden a enfocar su visión, a extender la mano, a explorar y a aprender sobre las cosas que les rodean. El desarrollo cognitivo o cerebral es el proceso de aprendizaje de la memoria, el lenguaje, el pensamiento y el razonamiento. Aprender el lenguaje es algo más que emitir sonidos («balbuceos») o decir «ma-ma» y «da-da». Escuchar, comprender y conocer los nombres de las personas y las cosas forman parte del desarrollo del lenguaje. Durante esta etapa, los bebés también desarrollan vínculos de amor y confianza con sus padres y con otras personas como parte del desarrollo social y emocional. El modo en que los padres abrazan, cogen y juegan con su bebé sentará las bases de su interacción con ellos y con los demás.

    Por admin

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
    Privacidad