Colección de isabel de este

El Studiolo de Isabella d’Este era un estudio privado especial en los apartamentos Corte Vecchi del Palacio Ducal de Mantua, diseñado por, y con una colección de arte especialmente encargada por Isabella d’Este. El studiolo se trasladó entre 1519 y 1522 al castello di San Giorgio.

Isabella utilizó el studiolo para el ocio, la escritura, el estudio y la correspondencia, así como para exponer lo más destacado de sus colecciones, al principio sólo piezas arqueológicas, pero después pasó a contrastar obras de arte modernas con otras antiguas. Amaba la música, la poesía y el arte, y era apodada la “décima musa”. También había varias imágenes de las musas en los cuadros de Mantegna para el studiolo y en la puerta de entrada a la grotta, que contenía sus antigüedades. A partir de 1492 encargó una serie de cuadros alegóricos, mitológicos y literarios para el studiolo a los pintores más notables de la época, junto con otros que ensalzaban a las familias Este y Gonzaga. Comenzó en 1497 con el Parnaso de Mantegna, seguido en 1499-1502 por su Triunfo de las Virtudes. También pintó dos relieves en bronce en forma de trampantojo para el esquema, registrados en 1542 pero ahora perdidos.

Selected lettersbook by isabella d’este

A close correspondence between Isabella and Perugino, active at the time in Florence, for the creation of the Combat between Love and Chastity has been preserved, which allows us to reconstruct the manner of commissioning a painting for the studiolo. The literary theme, specified in all parts, was even included in the notarial contract that included a drawing on which the painter had to rely. The painter could omit some secondary episodes from the very detailed program, but he was absolutely forbidden to add figures of his own invention or to make changes: when he painted a Venus nude instead of clothed, the marquise, through her consultants who continually visited the work in the artist’s studio, protested vigorously. In 1505, after the painting was delivered, Isabella was not entirely satisfied: she said she would have liked it better if it had been in oil, when instead he had done it in tempera following her explicit instructions to follow Mantegna’s style. All for 100 ducats, well earned.

Citas de isabel de este

El Studiolo de Isabella d’Este era un estudio privado especial en los apartamentos Corte Vecchi del Palacio Ducal de Mantua, diseñado por, y con una colección de arte especialmente encargada por Isabella d’Este. El studiolo se trasladó entre 1519 y 1522 al castello di San Giorgio.

Isabella utilizó el studiolo para el ocio, la escritura, el estudio y la correspondencia, así como para exponer lo más destacado de sus colecciones, al principio sólo piezas arqueológicas, pero después pasó a contrastar las obras de arte modernas con las antiguas. Amaba la música, la poesía y el arte, y era apodada la “décima musa”. También había varias imágenes de las musas en los cuadros de Mantegna para el studiolo y en la puerta de entrada a la grotta, que contenía sus antigüedades. A partir de 1492 encargó una serie de cuadros alegóricos, mitológicos y literarios para el studiolo a los pintores más notables de la época, junto con otros que ensalzaban a las familias Este y Gonzaga. Comenzó en 1497 con el Parnaso de Mantegna, seguido en 1499-1502 por su Triunfo de las Virtudes. También pintó dos relieves en bronce en forma de trampantojo para el esquema, registrados en 1542 pero ahora perdidos.

La moda de isabella d’este

El Studiolo de Isabella d’Este era un estudio privado especial en los apartamentos Corte Vecchi del Palacio Ducal de Mantua, diseñado por, y con una colección de arte especialmente encargada por Isabella d’Este. El studiolo se trasladó entre 1519 y 1522 al castello di San Giorgio.

Isabella utilizó el studiolo para el ocio, la escritura, el estudio y la correspondencia, así como para exponer lo más destacado de sus colecciones, al principio sólo piezas arqueológicas, pero después pasó a contrastar las obras de arte modernas con las antiguas. Amaba la música, la poesía y el arte, y era apodada la “décima musa”. También había varias imágenes de las musas en los cuadros de Mantegna para el studiolo y en la puerta de entrada a la grotta, que contenía sus antigüedades. A partir de 1492 encargó una serie de cuadros alegóricos, mitológicos y literarios para el studiolo a los pintores más notables de la época, junto con otros que ensalzaban a las familias Este y Gonzaga. Comenzó en 1497 con el Parnaso de Mantegna, seguido en 1499-1502 por su Triunfo de las Virtudes. También pintó dos relieves en bronce en forma de trampantojo para el esquema, registrados en 1542 pero ahora perdidos.